¡Feliz Día del Maestro!

Alguien me mandó este pensamiento que quiero compartir porque yo que he andado por ahí de bar en bar, involucrado tanto en la educación como en el arte veo una total conexión:

Educar es ayudar en la creación armoniosa y feliz de una persona, y cuando se vive así, la satisfacción de los padres y de los maestros es la misma que la del artista frente a su obra de arte….

El Arte de ser educador

Una de las cosas por las que a mi me ha apasionado ser  maestro, o “instructor”, “mentor”, “facilitador”, “guía”, “profesor”, “sensei” o como sea mejor describir esta actividad que he hecho durante casi 18 años de mi vida; es precisamente eso, haber podido cooperar un poco en tocar y cambiar vidas a través de lo que enseño. Ojala haya logrado que alguien esté más cerca de la armonía y la felicidad.

Y para todos los que alguna vez han sido mis “instructores”, “mentores”, “facilitadores”, “guías, “profesores” y “senseis” les quiero decir lo siguiente:

¡Gracias!

¡Gracias por haberme ayudado en mi busqueda de armonía y felicidad! Es cierto que el tiempo es efímero y siempre será muy poco lo que habrás podido estar conmigo: una decada, un año, un semestre, un cuatrimestre, una semana, un día, un instante. También es cierto que lo más seguro es que ya se me olvidó la formula de química orgánica más extravagante que me enseñaste, o ese comando ultrasecreto en Visual C, o esa coreografía que tanto me costó sacar, o esa palabrita en francés que sólo los nativos conocen… (No se desilucionen, de algunas cosas si me acuerdo o sé donde buscarlas)

Lo importante es todo ese tiempo que estuviste parado ante mi como maestro (o instructor, mentor, bla bla bla) y me enseñaste con tu ejemplo como convertirme yo en un mejor maestro (o instructor, mentor bla bla bla). Muchas de las cosas que mejor aprendí de ti, ni siquiera estabas consciente de querermelas enseñar: Tus chistes para romper el hielo que aún uso, tu manera de enfrentar alumnos difíciles, tu manera de ir subiendo la dificultad progresivamente, tu manera de evaluar, tu manera de desenvolverte fuera del salón de clases, tus métodos para aprender lo que no sabías y un largo etc.

Ahora puedes, como el artista que se menciona en la frase, sentirte orgulloso porque aunque yo no soy una obra de arte (bueno, quizá soy un Van Gogh) , estoy empeñado en sembrar esa semillita de armonía y felicidad en más y más personas hasta que mi corazón deje de rumbear.

Me alegra que exista esto de los blogs y el internet para a través de la distancia, expresarte mi gratitud.

Muchas gracias y….

¡Feliz Día del Maestro!
(o del “instructor”, “mentor”, “facilitador”, “guía”, “profesor” y/o “sensei”)

Feliz Día Profe

Att:

Un alumno queriendo superarse

“El arte supremo del maestro consiste en despertar el goce de la expresión creativa y del conocimiento” – Albert EinsteinFeatured Image -- 495

Advertisements

4 thoughts on “¡Feliz Día del Maestro!

  1. Muchas gracias! Por tan bellas palabras y ese sentir Israel. La realidad es que pocos alumnos como tu dedicados y comprometidos con su labor. Ahora la vida te da la oportunidad de transmitir conocimiento y puedes ver en ello grandes satisfacciones. Feliz día para ti también. Un abrazo.

      • Me encanto !!!!!!!!! Que lindo, vale la pena todo el esfuerzo cuando se logra dejar una huella y tener bonitos recuerdos !! Muchas Gracias , y felicidades a ti por seguir este lindo Labor! Un abrazo enorme
        Paty Geyer

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s